ADAPTACIÓN DEL CUERPO A LA MÁQUINA

28.12.2011 14:02

,
 
La pretemporada ya toca a su fin y después de meses de duro trabajo queremos sacar a la luz las investigaciones que hemos estado haciendo en el campo de la anatomía y la fisioterapia.
 
Aprovechando el parón de las competiciones y  la “inactividad” con la bicicleta de la carretera hemos realizado un amplio trabajo de campo para intentar solucionar la incomodidad que supone pedalear con las medidas de la bici mal puestas o las temidas calas.
 
Los resultados de este trabajo se pueden considerar excelentes, con resultados sorprendentes.
 
Daremos algunas pinceladas del trabajo que hemos estado realizando desde RCR19. Hemos trabajado con varios ciclistas pero nos vamos a centrar en el caso de nuestro técnico y entrenador personal, Raúl Cruz.
 
Explicamos brevemente el caso: tras varios kilómetros de pedaleo, surgen las primeras molestias y la sensación de ir torcido encima de la bici, lo que supone un limitador del rendimiento. Tras mover y remover las calas (nadie debería hacerlo en casa sin saber lo que está tocando) y empaparse de biomecánica, decidimos acudir a varios biomecánicos para recibir ayuda y valorar los diferentes sistemas de medición. En cada uno de ellos aprendemos cosas, pero la inversión económica es fuerte y aparte ponemos en riesgo a nuestro deportista de caer en una lesión grave. Al mismo tiempo seguimos con nuestros estudios paralelos y ayudándonos de todo lo aprendido con nuestros biomecánicos, realizamos trabajos en soporte digital para estudiar la posible mejoría. Este tipo de estudio requieren tiempo y paciencia y eso es lo que hemos tenido este invierno.
El resumen de todo esto es:
En primer lugar, que hay muchos biomecánicos (podría citar 5 de ellos) que no tienen formación, es más, ni tan siquiera saben de anatomía y tampoco son usuarios de la bicicleta (generalizar sería injusto puesto que otros sí que tienen el nivel de formación y realizan bien su trabajo). Pero los primeros tan sólo son gente que se aprovecha del ciclista, personas que van con un problema y salen con dos y/o con lesiones graves.
 
La lástima es que los buenos biomecánicos no son accesibles para la mayoría de bolsillos o se encuentran lejos de donde vivimos y no nos pueden hacer un seguimiento exhaustivo al nivel de los profesionales.
 
 
Dicho todo esto,  basándome en las opiniones de muy buenos profesionales de todos los campos involucrados en este estudio, el trabajo intenso con un gran número de ciclistas y contrastando toda la información que de lo anterior hemos podido conseguir hemos elaborado una pauta de trabajo para que sea posible la adaptación total a la bicicleta:
 
-Acudir a un entrenador que nos haga una valoración inicial y nos paute un programa de entrenamiento para la bici y para fuera de ella.
-Conseguir una medición milimétrica de nuestros huesos.
-Acudir a un biomecánico bueno (nosotros podemos facilitar el nombre), y que nos ponga la medidas de la bici en función de la valoración.
-Substituir el material deteriorado, lesivo o el que no se nos adapte a nuestro pedaleo.
-Seguir el programa de entrenamiento de fuera de la bici (ejercicios para fortalecer músculos que también forman parte del pedaleo: abdominales, oblicuos, lumbares, glúteos, psoas-iliaco, abductores,…así como trabajo integral del CORE con ejercicios integrales con o sin ayuda de material de gym (BOSSU, FITBALL, KETTLEBELLS, KINESIS,…)
-Realizar otra valoración en la carretera con el técnico y la ayuda de soporte digital.
-Realizar diariamente una batería de estiramientos específicos pasivos (con nuestra ayuda) activos (y para nada usuales, no salen en muchos libros) para cada persona y para conseguir notar el alivio progresivo de los músculos que llevan tantos kilómetros pedaleando incorrectamente.
 
En RCR19 queremos ofreceros nuestra experiencia y nuestros conocimientos para ayudaros a encontrar el camino hacia la comodidad y el rendimiento. Déjate aconsejar por la experiencia de un profesional, saldrás ganado.
 
SERVICIO DE ADAPTACIÓN DEL CUERPO A LA MÁQUINA.